Skip to main content

Article Category

Noticia

Article available in the folowing languages:

Los eurodiputados piden un plan de acción para finales de año por una promoción del espíritu empresarial

El Parlamento Europeo ha aprobado un informe de propia iniciativa elaborado el 23 de octubre por el eurodiputado alemán Werner Langen sobre el espíritu empresarial en Europa. La resolución solicita a la Comisión que elabore, para finales de año, un plan de acción sobre espírit...

El Parlamento Europeo ha aprobado un informe de propia iniciativa elaborado el 23 de octubre por el eurodiputado alemán Werner Langen sobre el espíritu empresarial en Europa. La resolución solicita a la Comisión que elabore, para finales de año, un plan de acción sobre espíritu empresarial, teniendo en cuenta las propuestas efectuadas durante el debate público del Libro Verde. Lanzado en enero, el Libro Verde sobre el espíritu empresarial analiza la forma en que los Estados miembros, países candidatos y la Comisión están implementando los principios contemplados en la Carta Europea de la pequeña empresa. Además señala los pasos necesarios para crear un ambiente favorable para empresas de nueva creación y en desarrollo como el enfoque coordinado de la política empresarial que trate de aprender de los mejores, así como tres pilares de acción que se ocupe de los obstáculos al desarrollo y la promoción de una sociedad que valore el espíritu empresarial. El informe describe el Libro Verde como "un buen punto de partida" para realizar un amplio debate sobre la política de la Unión Europea y los Estados miembros que forma además parte importante del objetivo europeo de ser la economía basada en el conocimiento más competitiva del mundo en 2010. La Comisión también felicita a la Comisión por el carácter amplio y exhaustivo de las consultas públicas efectuadas durante y después de la redacción del Libro Verde y subraya la respuesta constructiva que se ha recibido de una amplia serie de interesados, tanto cuantitativa como cualitativamente. Sin embargo, considerando las recomendaciones de la Carta Europea de la Pequeña Empresa los eurodiputados creen que el Libro Verde recoge parcialmente estos avances. Además lamentan el hecho de que el Libro Verde trate casi exclusivamente de las nuevas empresas y de las empresas de crecimiento rápido en detrimento de las empresas de los sectores de actividad tradicionales y de las empresas artesanales y familiares. Las microempresas y el artesanado representan más del 90 por ciento de las empresas europeas y son al mismo tiempo fuente de empleo y de innovación y participan, por consiguiente, activamente en la realización de los objetivos de Lisboa. "Estos empresarios, a la vista del importante papel que desempeñan para la estabilidad del tejido socioeconómico y el mantenimiento del empleo, así como de los importantes riesgos que deben afrontar, merecen una atención especial por parte de la Comisión". A este respecto, los eurodiputados pidieron a la Comisión que recordara "pensar primero a pequeña escala" y que tuviera en consideración las diez orientaciones establecidas en la Carta Europea de la Pequeña Empresa al redactar el plan de acción. Asimismo, los eurodiputados animan a la Comisión a mantener este enfoque abierto y consultivo durante la redacción del plan de acción para aprovechar la valiosa aportación de la comunidad de las PYME y otras personas interesadas. Entre consideraciones señaladas en el informe figuran, a corto plazo, la necesidad de garantizar que la ejecución presupuestaria de las políticas vinculadas al proceso de Lisboa y, en particular, de las acciones relativas a las microempresas y el artesanado se mantenga a un ritmo sostenido. El informe concluye que a largo plazo las medidas para la promoción del espíritu empresarial y el apoyo a las pequeñas empresas deberían figurar en primer lugar en los debates sobre el futuro marco financiero de la Unión.