Skip to main content

Article Category

Noticia

Article available in the folowing languages:

Casi una de cada cuatro especies de mamíferos está en peligro de extinción

Aproximadamente una de cada cuatro especies de mamíferos terrestres y una de cada tres especies de mamíferos acuáticos está en peligro de extinción, según un nuevo estudio de gran envergadura. La investigación, llevada a cabo por unos 1.800 científicos en 130 países y presenta...

Aproximadamente una de cada cuatro especies de mamíferos terrestres y una de cada tres especies de mamíferos acuáticos está en peligro de extinción, según un nuevo estudio de gran envergadura. La investigación, llevada a cabo por unos 1.800 científicos en 130 países y presentada en el Congreso Mundial de la Naturaleza de la UICN (Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza) en Barcelona (España), se publicará próximamente en la revista Science. Los científicos reunieron información detallada sobre la taxonomía, la distribución, los hábitats, las tendencias de población y la ecología de cada especie así como información sobre su aprovechamiento por parte de los humanos y las medidas de conservación aplicadas. Esta evaluación supone la primera investigación exhaustiva sobre el estado de los mamíferos terrestres y marinos de todo el mundo. El análisis desvela que al menos 1.141 de las 5.487 especies de mamíferos del planeta se encuentran en peligro de extinción y 188 especies están incluidas en la lista como «en peligro crítico», la más alta de las categorías de amenazas. Entre estas especies se encuentra el lince ibérico (Lynx pardinus), cuya población ha disminuido hasta contarse entre 84 y 143 ejemplares. La lista también incluye 29 especies catalogadas como «posiblemente extintas». «Durante nuestra vida, pueden perderse cientos de especies como resultado de nuestras acciones, un reflejo sobrecogedor de lo que les está pasando a los ecosistemas en los que viven» afirmó Julia Marton-Lefèvre, directora general de la UICN. «Nuestro deber ahora es establecer objetivos claros para el futuro con los que invertir esta tendencia y asegurar que nuestro legado para las próximas generaciones no sea el de haber eliminado a muchos de nuestros parientes más cercanos.» La pérdida y degradación del hábitat son dos de las fuerzas motrices principales de esta crisis que afecta al cuarenta por ciento de los mamíferos del planeta, sobre todo en América central y meridional, África, Madagascar y el sur y sureste de Asia. La sobreexplotación también constituye una grave amenaza para los grandes mamíferos, sobre todo en el sureste asiático, donde el 79% de las especies de primates está en peligro de extinción. En nuestros mares, los mamíferos marinos se ven amenazados sobre todo por la polución, el calentamiento global y la sobreexplotación. No obstante, esta nueva Lista Roja no sólo trae malas noticias, puesto que demuestra que algunas especies pueden recuperarse y de hecho se recuperan del riesgo de extinción. Entre ellas se encuentra el caballo salvaje (Equus ferus), catalogado hace diez años como extinto en estado silvestre. Gracias a un exitoso programa de reintroducción realizado en Mongolia, ahora se encuentra en «peligro crítico». En esta línea, el elefante africano (Loxodonta africana) ha pasado de la categoría «vulnerable» a la de «casi amenazado» gracias a un gran aumento de los individuos en el África meridional y oriental. A pesar del gran esfuerzo realizado, los científicos tuvieron dificultades para recopilar datos de ochocientas especies de mamíferos, lo que podría significar que la cantidad de especies en peligro podría ser incluso mayor. «En realidad la cantidad de mamíferos amenazados podría suponer el 36%», afirmó Jan Schipper de «Conservation International» y autor principal del artículo que se publicará en Science. «Esta cifra indica que, de cara al futuro, es prioritario realizar un esfuerzo de conservación respaldado por la ciencia, no sólo para mejorar la información con la que podamos evaluar las amenazas que penden sobre las especies menos conocidas, sino también para investigar formas de recuperar las poblaciones y especies amenazadas.» Andrew Smith, de la Universidad Estatal de Arizona (Estados Unidos) y coautor del estudio, razonó la importancia de mantener poblaciones saludables de mamíferos. «Los mamíferos son importantes porque desempeñan un papel fundamental en los ecosistemas y proporcionan un importante beneficio a los humanos», aseguró. «Si se pierde un mamífero, a menudo se corre el peligro de perder muchas otras especies.» La Lista Roja de la UICN contiene en su nueva edición más de 44.000 especies, de las cuales casi 17.000 (38%) están en riesgo de extinción.

Artículos conexos