Skip to main content

Article Category

Noticia

Article available in the folowing languages:

TENDENCIAS CIENTÍFICAS: ¿Podemos evitar que un asteroide impacte en Europa?

Las agencias espaciales internacionales desarrollan hipotéticos escenarios sobre el impacto de asteroides que desvelan resultados interesantes.

Investigación fundamental

Un asteroide a 57 millones de kilómetros alcanzará la Tierra en 6 meses y destruye una enorme región de Europa. Este escenario apocalíptico es ficticio, ¿pero seríamos capaces de evitarlo si fuese real? A fin de responder a esta pregunta, expertos de la Administración Nacional de Aeronáutica y el Espacio (NASA) y la Agencia Espacial Europea (ESA) durante una semana llevaron a cabo una simulación sobre el impacto de un asteroide durante la séptima Conferencia de Defensa Planetaria de la Academia Internacional de Astronáutica en Viena. Cada día se informaba a los participantes sobre la posibilidad del impacto, la trayectoria y el tamaño del asteroide. Posteriormente, debían realizar comentarios sobre cómo detener al asteroide teniendo en cuenta la información y los acontecimientos más recientes. Un sitio web específico del ejercicio sobre el impacto del asteroide ofrece datos completos de todos los días y los resultados finales.

¿Qué ocurriría?

«Cada vez que participamos en un ejercicio de este tipo aprendemos más sobre quiénes son los agentes principales en una situación de catástrofe, así como quién y cuándo debe saber determinada información», comentó Lindley Johnson, Responsable de Defensa Planetaria de la NASA en una nota de prensa. «En última instancia, estos ejercicios ayudan a que los miembros de la comunidad de defensa planetaria se comuniquen entre ellos y con nuestros gobiernos, a fin de garantizar que estemos todos coordinados si en el futuro se identifica una potencial amenaza de impacto», añadió. «Los ejercicios sobre hipotéticos impactos de asteroides nos ofrecen oportunidades para que reflexionemos sobre cómo responderíamos si se detectara que un gran asteroide tiene una probabilidad significativa de impactar en nuestro planeta», explicó el Dr. Paul Chodas, director del Centro de Estudios de Objetos Cercanos a la Tierra del Laboratorio de Propulsión a Reacción. Teniendo en cuenta el periodo de seis meses, las tecnologías actuales no podrían evitar que el asteroide chocara con la Tierra. Por lo tanto, el asteroide impactaría en Europa oriental. Existía un 99 % de posibilidades de que la colisión fuese cerca de las fronteras de la República Checa, Alemania y Austria. El peor escenario posible era que la región con graves daños abarcase unos 300 kilómetros. Según los análisis de evaluación del riesgo y de los daños, así como los debates sobre reacción en caso de catástrofe, todo lo que se podría haber hecho era evacuar de manera segura las zonas afectadas antes de la colisión.

¿Estamos en una trayectoria de colisión con rocas del espacio?

El ejercicio sobre el hipotético asteroide muestra que no estamos preparados para una crisis de esta magnitud. ¿Entonces? ¿Existe alguna posibilidad de que podamos correr la misma suerte que los dinosaurios hace unos 66 millones de años? A lo largo de los años, algunos objetos cercanos a la Tierra (NEO, por sus siglas en inglés), como asteroides y cometas, han pasado cerca de la Tierra o han entrado en la atmósfera. La NASA y la ESA construyen telescopios para rastrear a los NEO. Otra solución sería colisionar con un asteroide que se aproxima. La NASA ha construido una tecnología denominada Prueba de Redireccionamiento del Asteroide Doble (DART, por sus siglas en inglés) que en 2022 impactará contra el asteroide Dimorphos y cambiará su órbita. Aunque Dimorphos no representa una amenaza el objetivo es ver si realmente funciona desplazarlo de su trayectoria, así como a otros asteroides, con el tiempo de preparación suficiente. «DART será la primera prueba de defensa planetaria y los datos obtenidos tras el impacto en Dimorphos ayudará a los científicos a comprender mejor una forma con la que podríamos aplacar NEO potencialmente peligrosos en el futuro», afirmó Andrea Riley, directora del programa DART en la nota de prensa. «Aunque el asteroide en que impacta DART no supone una amenaza para la Tierra, se encuentra en un lugar ideal para que probemos esta tecnología antes de necesitarla de verdad», añadió.

Palabras clave

asteroide, NASA, Agencia Espacial Europea, Tierra, espacio, colisión, Prueba de Redireccionamiento del Asteroide Doble, DART, objeto cercano a la Tierra