Skip to main content

The technopolitics of nuclear megaproject pathologies, economic controversies and varieties of socioeconomic appraisal

Article Category

Article available in the folowing languages:

La vigilancia cívica es fundamental para la gobernanza exitosa de un megaproyecto

Los grandes proyectos de energía nuclear suelen implicar controversias y desconfianza pública. Destacar el contexto social, impulsar la vigilancia cívica y sacar lo mejor de la desconfianza podría mejora la gobernanza de dichos proyectos.

Sociedad

Los megaproyectos, que normalmente incluyen emprendimientos caros y a gran escala, como la construcción de presas y aeropuertos, siempre son controvertidos. Ello se debe, ante todo, a grandes apuestas políticas y económicas, así como a la amplia gama de partes interesadas que participan. Las controversias también derivan del potencial de dichos proyectos para transformar en profundidad las sociedades. Por ejemplo, una nueva línea de trenes de alta velocidad no solo generaría notables repercusiones sociales, medioambientales y económicas en las comunidades por donde pasa, sino que también conformaría los hábitos de viaje y las decisiones sobre la ubicación de viviendas y negocios. «Las controversias entre defensores y detractores suelen implicar discrepancias agudas en cuanto a valores fundamentales y opiniones mundiales», destaca Albert Presas i Puig, coordinador del proyecto TENUMECA de la Universidad Pompeu Fabra de Barcelona (España). «Al afrontar una dura competencia de las fuentes de energía alternativas, y debido a los requisitos de seguridad extremadamente costosos y exigentes, los megaproyectos del sector nuclear son particularmente propensos a los problemas y las controversias».

Controversias constructivas

El proyecto TENUMECA, que se llevó a cabo con el respaldo de las Acciones Marie Skłodowska-Curie, se inspiró de los desafíos que afrontaban los megaproyectos de energía nuclear en Finlandia, Francia y el Reino Unido. El proyecto quería comprender mejor cómo se podrían fomentar las controversias constructivas, a fin de mejorar la gobernanza democrática de dichos proyectos. Para lograrlo, el beneficiario de una beca Marie Skłodowska-Curie Markku Lehtonen, de la Universidad Pompeu Fabra de Barcelona, examinó los vínculos entre varias dimensiones de confianza, desde la confianza interpersonal hasta la confianza en nociones abstractas como la democracia, el mercado y el Estado. Analizó el surgimiento de organizaciones de contraperitaje, el papel de las comunidades hospedadoras en la vigilancia de los proyectos de cementerios de residuos radioactivos, y las maneras en que los medios y los expertos del sector nuclear internacional enmarcan los problemas y las controversias sobre dichos proyectos.

Vigilancia cívica desconfiada

El proyecto confirmó que los megaproyectos son como organismos vivos, se adaptan constantemente y evolucionan conjuntamente con su entorno. Si no se ofrece el contexto, se puede generar un tipo de dificultades que las tecnologías y los proyectos nucleares recientes han afrontado a fin de ganar credibilidad y legitimidad, no solo entre el público general y las partes interesadas, sino también dentro de la comunidad nuclear. «La evaluación y gobernanza de esos proyectos debe ir más allá de centrarse exclusivamente en el coste, el calendario y las especificaciones predeterminadas del proyecto —explica Lehtonen—. Los expertos suelen culpar a problemas relativos a factores externos, en vez de a la falta de contextualización». El proyecto destacó la importancia de lo que denomina «vigilancia cívica desconfiada». Resulta más sencillo infundir confianza en países como Finlandia y Suecia, en que existen niveles más altos de confianza interpersonal, así como confianza en las instituciones y el Estado. Sin embargo, demasiada confianza puede dificultar el surgimiento de una vigilancia cívica constructiva, que se base en una desconfianza sana hacia los poderes existentes. «Nuestros hallazgos subrayan la importancia del contexto social, las virtudes potenciales de la desconfianza y los peligros de una confianza excesiva —afirma Lehtonen—. También destacan la importancia de fomentar la vigilancia cívica. Para que sea auténtica y duradera, la confianza se debe alimentar de la desconfianza». En el futuro, a Lehtonen y Presas les gustaría ver esas ideas integradas en prácticas de responsabilidad social gubernamentales e industriales. Las revisiones por pares internacionales, como las realizadas por la Organización de Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE), son un ejemplo de cómo la confianza y la desconfianza pueden funcionar en tándem, además de apoyar prácticas de gobernanza y decisiones socialmente más robustas. Presas se interesa en cómo los Estados han gestionado la actual pandemia de COVID-19. «La crisis de la COVID-19 ha colocado la cuestión de la confianza en el centro del tablero —añade—. En un futuro próximo, nuestra investigación analizará la gobernanza de la COVID-19 desde el punto de vista de la desconfianza constructiva».

Palabras clave

TENUMECA, megaproyectos, nuclear, democracia, cívico, confianza, vigilancia cívica, gobernanza

Descubra otros artículos del mismo campo de aplicación