CORDIS - Resultados de investigaciones de la UE
CORDIS

REmote SEnsing techniques for ARCHaeology

Article Category

Article available in the following languages:

Cartografía de una nueva forma de preservar el patrimonio cultural europeo

Los investigadores del proyecto RESEARCH, financiado con fondos europeos, utilizan una serie de tecnologías emergentes, como la observación de la Tierra, los sistemas de información geográfica, los drones y los datos para ayudar a las autoridades a proteger mejor los numerosos lugares vulnerables del patrimonio cultural europeo.

Sociedad icon Sociedad

El rico patrimonio cultural de Europa está en peligro, ya que muchos yacimientos arqueológicos importantes están amenazados por la erosión del suelo, el deslizamiento de tierras y el cambio de uso de la tierra. La buena noticia es que los arqueólogos tienen ahora acceso a varias tecnologías emergentes, como la observación de la Tierra (OT), los sistemas de información geográfica (SIG), los vehículos aéreos no tripulados (UAV) y la geofísica, que pueden ayudar a los arqueólogos a proteger mejor nuestro patrimonio cultural. El proyecto RESEARCH, financiado con fondos europeos, reúne estas tecnologías. «La plataforma RESEARCH se diseñó para ser una herramienta asequible que los arqueólogos y las autoridades puedan utilizar para vigilar los yacimientos en busca de signos de degradación, aplicar un mantenimiento preventivo, reducir los costes de restauración y, en última instancia, preservar nuestro patrimonio cultural para las generaciones futuras», afirma Fabiana Battistin, investigadora posdoctoral de Arqueología Clásica en la Universidad de la Tuscia (Unitus), quien actuó como directora técnica científica del proyecto.

Automatización del proceso de evaluación de riesgos

La parte principal del proyecto, que recibió apoyo de las Acciones Marie Skłodowska-Curie, es una plataforma temática de SIG multitarea equipada con una serie de capacidades de conexión desarrolladas específicamente. Sin embargo, detrás de esta plataforma hay una enorme cantidad de investigación. Para empezar, los investigadores evaluaron la intensidad de una amenaza utilizando distintos tipos de datos satelitales y terrestres, junto con datos adquiridos mediante UAV. A continuación, estos datos se analizaron y se utilizaron para cartografiar los distintos peligros a los que se enfrentaba un yacimiento o elemento arqueológico. El equipo del proyecto también utilizó datos de teledetección aérea y terrestre, incluidos datos recogidos mediante georradar, para detectar y cartografiar tanto la propia estructura en pie como sus características arqueológicas subterráneas. «Estos mapas nos permitieron comprender hasta qué punto era vulnerable cada elemento estructural concreto frente a cualquier peligro específico», explica Stefano De Angeli, profesor titular de Arqueología Clásica en la Unitus y coordinador del proyecto RESEARCH. Todas estas capacidades de tratamiento de datos y cartografía se integraron después en la completa plataforma RESEARCH. «Esta plataforma automatiza todo el proceso de evaluación de riesgos, lo que da lugar a mapas de peligrosidad, vulnerabilidad y riesgo que las autoridades gubernamentales y otras partes interesadas pueden utilizar para tomar decisiones basadas en datos sobre la mejor manera de proteger nuestro patrimonio cultural», añade Battistin.

Utilizar la OT y la geofísica para vigilar y preservar el patrimonio cultural

El equipo del proyecto RESEARCH también estudió la forma de utilizar distintos tipos de datos de OT, incluidos los procedentes de Copernicus, el programa de OT propio de Europa, en combinación con datos geofísicos, para vigilar y preservar el patrimonio cultural. Por ejemplo, en el proyecto se creó una solución de conexión que automatiza el postratamiento de los datos del georradar y crea un mapa intermedio de vulnerabilidad de los depósitos arqueológicos enterrados. «Esto demuestra la posibilidad de modelizar rasgos arqueológicos subterráneos a partir de datos de georradar mediante el uso de SIG, lo que abre la puerta al desarrollo de una tecnología capaz de crear modelos tridimensionales completos de estas estructuras», señala De Angeli.

Un paso adelante en la conservación arqueológica

Al experimentar con nuevas tecnologías y utilizarlas para evaluar y cartografiar diversos riesgos, el proyecto RESEARCH representa un cambio radical en la conservación arqueológica. «Las herramientas desarrolladas durante el proyecto permiten a las autoridades proteger de forma proactiva los yacimientos arqueológicos mediante la aplicación de un seguimiento continuo y una estrategia de mitigación de riesgos a largo plazo», indica De Angeli. «Nuestro trabajo garantizará un uso más eficiente de los datos de OT, junto con todas las nuevas tecnologías emergentes, para la vigilancia de los factores de riesgo más importantes, así como para la cartografía y la interpretación arqueológicas», concluye Battistin. Los resultados del proyecto también podrían servir de base para crear mejores prácticas de protección de los paisajes y yacimientos arqueológicos más vulnerables a los efectos del cambio climático.

Palabras clave

RESEARCH, patrimonio cultural, observación de la Tierra, OT, sistemas de información geográfica, SIG, drones, datos, arqueólogos, vehículos aéreos no tripulados, UAV, teledetección

Descubra otros artículos del mismo campo de aplicación