Skip to main content

Article Category

Noticia

Article available in the folowing languages:

Prevención de inundaciones centrada en los ciudadanos

Los europeos, además de beneficiarse directamente de las diversas iniciativas financiadas con fondos europeos destinadas a combatir las inundaciones, podrían ser una pieza fundamental para que logren sus propósitos. Un ejemplo destacado está en el proyecto aún en marcha WESENSEIT, cuyo objetivo es contar con la población para vigilar e informar sobre el entorno.

El proyecto, iniciado en octubre de 2012, da un vuelco a la idea de que las autoridades son las que deben alertar a los residentes en zonas de riesgo. De hecho, su intención es reforzar la gestión del agua en Europa implicando a aquellos que viven frente al peligro. Se invita a los ciudadanos —voluntarios en forma de vigilantes de inundaciones en el Reino Unido o de protección civil en Italia— a contribuir a evitar las inundaciones tomando medidas mediante aplicaciones para móviles diseñadas para tal fin y enviando información e imágenes por teléfono a las autoridades competentes. WESENSEIT, que finalizará en septiembre de 2016, realiza ahora ensayos en Italia, Países Bajos y Reino Unido. Por ejemplo, a finales de marzo de 2014 se ejecutó en Vicenza (Italia) una evaluación en la que unos quinientos voluntarios simularon una inundación. El proyecto, financiado mediante el Séptimo Programa Marco (7PM), aprovecha al máximo las posibilidades de los teléfonos móviles y los medios de comunicación sociales y permite que la población participe plenamente en la obtención, la evaluación y la transmisión de información importante sobre el nivel del agua. Estos sistemas de alerta rápida ahorrarán costes a los ayuntamientos, muchos de los cuales pasan por estrecheces económicas. El proyecto creará además oportunidades de negocio para los desarrolladores de aplicaciones, que podrán crear y ensayar sus innovaciones en la infraestructura sólida que está creando el proyecto y, al mismo tiempo, mejorar considerablemente la calidad de vida de los ciudadanos. Otros proyectos recientes financiados también con fondos de la Unión Europea se han dedicado a diseñar sistemas innovadores con los que prevenir y gestionar inundaciones. El proyecto IMPRINTS creó una plataforma de alerta rápida con la que reducir el tiempo de respuesta a las riadas a dos horas o menos, otorgando un margen de tiempo muy valioso para que los afectados puedan ponerse a salvo. La plataforma de IMPRINTS se basa en una mejora de las predicciones pluviométricas mediante modelos y redes de radar meteorológico. El proyecto ha tenido un éxito considerable y tanto servicios hídricos como organizaciones hidrometeorológicas de España, Suiza y Francia se sirven ya de las innovaciones del proyecto para perfeccionar sus propios sistemas de predicción meteorológica en tiempo real. En este sentido, el proyecto URBANFLOOD creó sensores con los que vigilar diques de contención y generar una alerta rápida ante un riesgo de derrumbe. Los sensores subterráneos detectan cualquier cambio en los niveles del agua y otros factores como la temperatura, la humedad y movimientos de tierra que podrían dar lugar a una inundación. La información se evalúa en un programa informático desarrollado por el proyecto capaz de dar la alarma en caso de complicaciones. Estos tres proyectos ponen de manifiesto la importancia para la UE de la prevención de las inundaciones. Las catástrofes recientes en Inglaterra, Europa Central y otras regiones sirven de recordatorio de los costes humanos y materiales de estos fenómenos meteorológicos. La cantidad de personas afectadas podría duplicarse en los próximos 70 años, mientras que se calcula que los daños materiales anuales pueden aumentar de 7 700 millones de euros actuales hasta 15 000 millones de euros.Para más información, consulte: WESENSEIT www.wesenseit.eu Ficha informativa del proyecto http://cordis.europa.eu/project/rcn/106532_es.html

Países

Reino Unido

Artículos conexos