Skip to main content

Article Category

Noticia

Article available in the folowing languages:

La juventud: interesada en la ciencia, pero no en una carrera científica

Empecemos por la buena noticia: la inmensa mayoría de la juventud de Europa siente interés por la ciencia y la tecnología (CyT) y tiene una opinión positiva acerca de los beneficios que éstas reportan a la sociedad, según una nueva encuesta del Eurobarómetro relativa a la acti...

Empecemos por la buena noticia: la inmensa mayoría de la juventud de Europa siente interés por la ciencia y la tecnología (CyT) y tiene una opinión positiva acerca de los beneficios que éstas reportan a la sociedad, según una nueva encuesta del Eurobarómetro relativa a la actitud de la juventud hacia la ciencia. La mala noticia es que son pocos los jóvenes interesados en embarcarse en una carrera científica. Estos resultados provienen de una encuesta en la que participaron 25.000 jóvenes de entre 15 y 25 años de edad de los 27 Estados miembros de la UE. Estos jóvenes respondieron a una serie de preguntas relativas a su interés por las noticias en general y los temas de CyT en particular; su punto de vista acerca de la investigación y los científicos; su grado de conocimiento de ciertas innovaciones científicas; su opinión sobre los riesgos para la salud que se asocian a ciertos factores y su predisposición ante la idea de estudiar una disciplina científica en el futuro. El 67% de los encuestados afirmó estar interesado en las noticias de ciencia y tecnología, mientras que casi el 90% sentía interés por las noticias de cultura y ocio, el 67% por las noticias deportivas, y apenas el 45% dijo estar interesado en las noticias de economía y política. A la vista de esta encuesta, es mucho mayor la proporción de chicos jóvenes interesados en las noticias de ciencia y tecnología que la de chicas jóvenes. Dentro de la CyT, los temas más populares son «nuevos inventos y tecnologías» y «la Tierra y el medio ambiente» (casi el 90% de los encuestados afirmaron estar moderadamente o muy interesados en estos temas). Otros temas atractivos para los encuestados eran la salud y la medicina y las tecnologías de la información y las comunicaciones (TIC), y casi dos tercios de ellos dijeron estar moderadamente o muy interesados en «el Universo, el cielo y las estrellas». Con respecto a la actitud de los jóvenes hacia la ciencia, el 82% se mostró de acuerdo con la afirmación de que «la ciencia tiene más beneficios que desventajas». También había un amplio consenso en lo que respecta a la idea de que la ciencia tiene el potencial de mejorar nuestra calidad de vida y contribuir a erradicar el hambre y la pobreza. Sin embargo, más del 75% creía que la investigación actual está demasiado determinada por la obtención de beneficios económicos. En opinión de los jóvenes, la ciencia debería servir principalmente para el desarrollo del conocimiento. En relación a la política de investigación, el 25% de los encuestados opinaba que son los ciudadanos quienes deberían tener preferencia a la hora de decidir el modo de emplear los fondos que su país invierte en investigación, mientras que un 20% creía que esa responsabilidad debería recaer en la comunidad científica y un 18% pensaba que esto correspondía al gobierno. En cambio, el 16% creía que las organizaciones de investigación deberían ejercer la mayor influencia, mientras que el 13% opinaba que ese papel correspondía a la UE. En esta cuestión, sólo un 2% se decantó por las empresas privadas y otro 2% por los medios de comunicación. Una inmensa mayoría de los jóvenes pensaba que debería haber mayor coordinación de la investigación entre los distintos Estados miembros de la UE, y también que tanto la UE como los gobiernos nacionales deberían invertir más dinero en investigación. Pese al claro interés que manifestaron los jóvenes por la investigación, y pese a su conciencia de la importancia de ésta para la sociedad, al mismo tiempo se mostraron poco dispuestos a emprender estudios académicos en estas disciplinas. El 19% de los encuestados aseguró, sin ningún género de dudas, que pensaba estudiar ciencias sociales o humanidades. Esta cifra era del 13% en los casos de la biología y la medicina, del 11% en la ingeniería y del 10% en las ciencias naturales. En el caso de las matemáticas como elección para sus futuros estudios, la cifra era del 8%. «Es motivo de alegría que la ciencia resulte estimulante para la juventud europea», comentó el Comisario de Ciencia e Investigación, Janez Potocnik. «La encuesta del Eurobarómetro muestra que entre los jóvenes hay un enorme interés y apoyo a la ciencia. En cambio, me parecen preocupantes el escaso interés por los estudios de ingeniería y ciencias y el desequilibrio entre los sexos. Deberemos solucionar esta tendencia, puesto que contar con "cerebros" cultivados y de talento es un recurso fundamental para la UE ante la actual competencia a nivel mundial.»

Artículos conexos

Políticas y directrices

22 Junio 2010