CORDIS - Resultados de investigaciones de la UE
CORDIS

Technology Enhanced Learning of Musical Instrument Performance

Article Category

Article available in the following languages:

El aprendizaje de la música sintoniza con los conocimientos de las metodologías deportivas

Mientras ensaya no hay nadie que le ayude, pero ahora puede tener su entrenador personal en cualquier momento.

Sociedad icon Sociedad

Como cualquier estrella del pop en ciernes sabe, aprender a tocar un instrumento musical es difícil. Una de las razones es que la enseñanza todavía se basa en un método antiguo. En el modelo maestro-alumno, los estudiantes observan e imitan al maestro, quien proporciona retroalimentación. Los estudiantes deben practicar individualmente, lo que algunos encuentran demasiado solitario. Otro problema es el tiempo que hay que esperar para recibir la retroalimentación de los maestros. Además, a esa dificultad se suma que los consejos no están conectados con el movimiento corporal ni las sensaciones sonoras de la actuación. Como tal, el modelo maestro-alumno conlleva unas altas tasas de abandono. El proyecto financiado con fondos europeos TELMI creó una alternativa complementaria basada en un «software» interactivo. Esencialmente, el «software» sigue y representa visualmente los movimientos de los estudiantes, mientras que también controla el sonido, y en ambos casos proporciona una retroalimentación inmediata. En primer lugar, los investigadores encuestaron a profesores y estudiantes de música, que representaban a varias escuelas europeas de prestigio, para determinar sus necesidades. El estudio también examinó la relación de los participantes con la tecnología. El sistema de prototipos del proyecto se centró en la práctica del violín. Tomado prestado de los deportes Según el profesor adjunto y coordinador del proyecto TELMI, Rafael Ramírez: «La interpretación musical comparte muchas características con otras actividades orientadas al desarrollo de habilidades. Por ejemplo, los puntos en común entre el deporte y la interpretación musical son obvios, especialmente en el campo de la biomecánica. Por lo tanto, es razonable imaginar que algunas metodologías ya utilizadas con éxito en kinesiología deportiva podrían ser útiles en el estudio de aspectos de la interpretación musical». Los sensores especialmente diseñados de TELMI se sitúan en el arco y rastrean su posición y velocidad con respecto al violín. Al mismo tiempo, un sistema comercial de sensores Kinect realiza un seguimiento del movimiento de todo el cuerpo. Kinect fue desarrollado por Microsoft para la videoconsola Xbox 360; rastrea el movimiento a través de una cuadrícula 3D, usando una combinación de proyectores y cámaras infrarrojas u ópticas. El sistema TELMI también utiliza un electromiograma (sensor muscular) para medir la fuerza muscular y complementar la detección de la posición corporal. Otros sensores adicionales controlan las cualidades de audio de la música, que el sistema representa gráficamente para el estudiante. El sistema compara instantáneamente todos los datos de los sensores con la base de datos diseñada especialmente para el proyecto. La referencia públicamente disponible contiene versiones expertas de toda la información sobre la posición del cuerpo y de audio de numerosas piezas musicales. El estudiante, solo o con un profesor, utiliza la comparación visualizada para hacer las correcciones necesarias. Además, el sistema proporciona retroalimentación sobre la precisión de la sintonía, el tiempo y la expresión musical. Una unión improbable «Estamos orgullosos del nivel de interacción y colaboración que hemos logrado entre los socios tecnológicos y educativos», añade el profesor Ramírez. Los estudiantes y profesores que participaron en el estudio acogieron con satisfacción el nuevo sistema en su entorno de enseñanza tradicional de música. El sistema es escalable. Los usuarios pueden trabajar con él en las salas dedicadas a la captura de movimiento de los conservatorios o en sus propios hogares utilizando un ordenador portátil. Próximamente, los usuarios también podrán utilizar el sistema a través del teléfono móvil. El equipo de TELMI tiene previsto crear dos empresas derivadas para desarrollar y comercializar las tecnologías del proyecto. Los futuros sistemas se especializarán también para otros instrumentos. El nuevo sistema elimina una de las principales debilidades del sistema maestro-alumno, sin sustituir a los profesores. Ahora, los estudiantes pueden recibir retroalimentación al instante en lugar de tener que esperar a su próxima clase. Esto puede mejorar la velocidad y la eficacia del aprendizaje, y reducir así la tasa de abandono.

Palabras clave

TELMI, música, actuación musical, enseñanza, biomecánica, modelo maestro- alumno, violín, kinesiología, sistema de sensores

Descubra otros artículos del mismo campo de aplicación