Skip to main content

Article Category

Article available in the folowing languages:

Control de calidad para servicios de eficiencia energética satisfactorios

Desarrollar la confianza en los servicio de eficiencia energética es fundamental para aumentar las inversiones en edificios sostenibles. El proyecto QualitEE ha desarrollado criterios de evaluación de calidad y sistemas de control para hacerlo posible.

Energía

¿Has oído hablar de los proveedores de servicios de eficiencia energética? Las empresas que se fijan en las nuevas tecnologías y en las medidas para conseguir un uso más eficiente de la energía que consumen sí lo han hecho. Sin embargo, la cuestión es que la mayoría de ellas han tenido dificultades al confiar en esos proveedores y, eso, puede que en parte se deba a la falta de información. QualitEE (Quality certification frameworks for Energy Efficiency services to scale up responsible investment in the building sector) tiene como objetivo dejar las cosas claras al proporcionar herramientas fiables para realizar evaluaciones de calidad y contratación pública. Entre ellos, se encuentran directrices para evaluaciones de calidad, evaluación financiera y un manual para la contratación pública. «Nuestro conjunto de herramientas fomenta la confianza entre los consumidores, los proveedores y los inversores. Ofrece información relacionada con las mejores prácticas, así como con un marco que establece un consenso sobre la definición de los servicios de buena calidad», afirma Klemens Leutgöb, coordinador del proyecto y director general de la consultor austriaca e7 energy innovation and engineering. El conjunto de herramientas se puede usar para la autoevaluación, desde el desarrollo de proyectos a la contratación pública y la entrega. Ha sido desarrollado en estrecha colaboración con las partes interesadas y se probó a través de veintiocho proyectos piloto de once países europeos. Hasta ahora, dichas pruebas pilotos han generado 33 GWh de ahorro energético y más de 9 200 toneladas de ahorro en CO2 cada año. En cada uno de esos once países, el equipo inició el desarrollo de sistemas de control de calidad nacionales. «Usamos los criterios de evaluación de calidad de nuestro conjunto de herramientas para conformar la columna vertebral de esos sistemas. En la mayoría de los casos se encuentran en las etapas iniciales de la aplicación, pero está todo dispuesto para que podamos ver sus frutos», añade Rodrigo Morell, responsable del proyecto de los sistemas de control de calidad y director general de la consultora española CREARA.

Enfoques a medida

La diversidad en el alcance de los proyectos de servicios de eficiencia energética fue una de las primeras cosas que identificó el equipo mediante su investigación. Los proyectos piloto QualitEE tienden a reflejar esa realidad, con inversiones que van desde los 20 000 euros gastados en recambios del alumbrado a 8,5 millones de euros invertidos en profundas renovaciones de edificios. Asimismo, existen diversos matices locales en los mercados de los Estados miembros. Eso requiere un enfoque flexible, tal y como explica Leutgöb. «Hemos definido los criterios de evaluación de calidad que se pueden aplicar en la evaluación de un servicio de eficiencia energética de cualquier tamaño y alcance o que esté basado en cualquier enfoque. Muestran si se han abordado los componentes esenciales para lograr el éxito en el desarrollo del servicio, en vez de forzar un enfoque en particular o un contrato tipo. Además, hemos definido un conjunto de patrones para criterios de evaluación de calidad a nivel europeo que establece un marco común para las adaptaciones nacionales que tiene en cuenta los matices de los mercados locales». Al final, según el país, el equipo del proyecto tuvo que encontrar diferentes enfoques de institucionalización para las evaluaciones de calidad. Aunque algunos países como España ya estaban saturados con sistemas de certificación, al solicitar mejoras de los actuales sistemas en vez de nuevos, otros no tenían ninguno o necesitaban nuevos sistemas para complementar los actuales (como el Reino Unido). Gracias a la realización de encuestas en quince países europeos, el proyecto también pudo construir una exhaustiva base de datos con los mercados de servicios de eficiencia energética, que abarcan tanto los contratos de rendimiento energético (CRE) como la contratación del suministro energético, que pueden consultarse en su sitio web oficial. El equipo comparó los resultados recogidos en 2017 y 2019 con las anteriores encuestas de 2013 y 2015. En particular, descubrió que los mercados con CRE están creciendo, que, en general, el concepto de CRE se percibía como algo muy complejo, y que la presión para recortar los costes energéticos impulsa a todo el mercado. Por lo general, las partes interesadas están muy satisfechas con el trabajo realizado en el marco de QualitEE. Por último, el equipo espera que el proyecto estimule el crecimiento mediante la mejora de la confianza, la información y la normalización.

Palabras clave

QualitEE, eficiencia energética, edificio, control de calidad, evaluación, contratación pública

Descubra otros artículos del mismo campo de aplicación