Skip to main content

Article Category

Article available in the folowing languages:

Un láser centrado en la nutrición y la eficacia

La tecnología culinaria no ha evolucionado demasiado desde la aparición del horno microondas a mediados del siglo XX. Sin embargo, unos investigadores han desarrollado un nuevo dispositivo eficaz en materia de energía y capaz de preparar comidas más sabrosas y nutritivas.

Alimentos y recursos naturales

Se prevé que el mercado mundial de la cocina inteligente supere los 7 000 millones de dólares estadounidenses en 2020 y cada vez crece más la demanda de dispositivos procesadores fáciles y rápidos, adaptados a la preparación personalizada de comidas más sanas, al tiempo que se reduce el desperdicio de alimentos. Los electrodomésticos habituales de cocina, como los hornos convencionales y los microondas, solo pueden calentar, mientras que las batidoras y otros transformadores de alimentos se limitan a combinar ingredientes. El proyecto FOODINIPRO, financiado con fondos europeos, se propuso satisfacer la demanda de tecnologías avanzadas para la cocina inteligente actual. El proyecto trabajó en el desarrollo de FoodIniPro, la primera impresora 3D conectada que puede utilizar ingredientes frescos para imprimir y cocinar alimentos dulces y salados. «FoodIniPro es un nuevo producto pensado para un mercado de empresa a consumidor y pretende convertirse en la impresora alimentaria en 3D estándar en las cocinas de todos los hogares», explica el coordinador del proyecto Emilio Sepúlveda. «Estamos contribuyendo a reducir los desechos alimentarios, tanto de la producción como del consumo, colaborando con los productores alimentarios para reducir los desechos procedentes de la pesca, la agricultura y otros sectores, así como con chefs y restaurantes».

Un valor nutritivo y una eficacia energética mayores

Los investigadores desarrollaron su sistema para reducir el consumo de energía, dado que la cocción láser es muy eficiente en comparación con las otras tecnologías, además de reducir el agua o aceite necesarios para el proceso. El equipo así fomentó unos hábitos alimenticios sanos, ya que la tecnología FoodIniPro puede controlar porciones exactas y utilizar los ingredientes frescos enriquecidos con nutrientes esenciales que necesita el cuerpo. El proceso de cocción láser tiene la ventaja de mantener todo el agua y la mayoría de nutrientes de los alimentos, y evita la creación de benzopirenos y acrilamidas, sustancias cancerígenas que se generan durante la cocción convencional. Antes del comienzo del proyecto, el equipo dedicó tres años a la investigación fundamental con la Universidad Autónoma de Barcelona para garantizar el funcionamiento de la tecnología, por lo que el proyecto se centró especialmente en su mejora. Ha sido un largo proceso en el que han participado numerosas partes y, para su coordinación, se requirieron una buena planificación y ejecución. «Desde la puesta en marcha de la empresa, hemos colaborado estrechamente con los socios industriales para garantizar que nuestras innovaciones se fabriquen al precio adecuado, obtengan los certificados y sean tanto resistentes como fiables», comenta Sepúlveda. «Nos hemos ocupado de todos los desarrollos informáticos relacionados con el dispositivo y hemos realizado pruebas en todas las fases, con la participación de los clientes en el proceso mediante un enfoque de pensamiento del diseño».

Sustitución del horno microondas

Los investigadores descubrieron que los consumidores valoran la diferencia entre FoodIniPro y las tecnologías actuales, y están dispuestos a sustituir un microondas en sus cocinas por el dispositivo FoodIniPro. El equipo demostró que los consumidores prefieren platos cocinados con este dispositivo frente a los cocinados con los métodos alternativos, pues consideran que la comida está más sabrosa y su aspecto es más apetecible. «Por último, también observamos que los clientes siempre quieren una cocción más rápida, incluso respecto a las tecnologías ya existentes, lo cual nos llevó a ajustar ciertos procesos y componentes», añade Sepúlveda. FOODINIPRO tiene previsto establecer la línea de producción y lanzar el producto al mercado. Los investigadores van a llevar a cabo ciertos ajustes en el producto en una segunda iteración del dispositivo antes de pasar a la fabricación en serie.

Palabras clave

FOODINIPRO, desperdicios alimentarios, cocina inteligente, cocción láser, eficacia energética, impresora 3D, impresora de alimentos

Descubra otros artículos del mismo campo de aplicación