Skip to main content

Article Category

Article available in the folowing languages:

Ayudar a los empleados más mayores a adquirir las capacidades necesarias para tener empleos gratificantes por más tiempo

La sociedad es cada vez más consciente de la importancia de dar a las personas mayores la oportunidad de permanecer en sus trabajos durante más tiempo, pero ¿cómo se les puede animar a hacerlo? El proyecto LEEP puede tener algunas respuestas.

Sociedad

En los últimos años, se ha hecho hincapié en los beneficios para el individuo y la sociedad en su conjunto, de que las personas permanezcan más años en sus puestos de trabajo. Pero existe una dicotomía fundamental: los datos muestran que la participación en la educación desciende bruscamente a medida que las personas envejecen, del 18 % para el grupo de 25 a 34 años al 6 % para los individuos de 55 a 64 años, mientras que los puestos de trabajo requieren con frecuencia que las personas pongan al día sus conocimientos. «Para poder aprovechar todo su potencial y utilizar su experiencia, los trabajadores deben tener la oportunidad de seguir desarrollándose en las últimas etapas de sus carreras. Esto se consigue principalmente mediante la formación en el trabajo», explica Konrad Turek, investigador principal del proyecto LEEP, con sede en el Instituto Demográfico Interdisciplinario de los Países Bajos, vinculado a la Universidad de Groninga. Turek cree que saben por qué la mayoría de las políticas dirigidas a la formación de los trabajadores mayores han fracasado: no han tenido en cuenta la actitud de los empleadores. «Debemos recordar que los empleadores son los que deciden sobre la contratación, la inversión, las políticas de recursos humanos y otros aspectos necesarios para conservar el empleo por más tiempo», señala. «Es importante proporcionar a los trabajadores mayores un clima de apoyo e inclusivo en cuanto a la edad, así como oportunidades para participar en nuevas actividades y seguir desarrollándose», añade Turek.

Derribar barreras

El proyecto LEEP analizó cuál puede ser la mejor forma de invertir tiempo y dinero en formación, así como la manera de impulsar la incorporación de nuevas capacidades para los trabajadores de más edad. Los estudios anteriores muestran que a los trabajadores mayores se les ofrece con más frecuencia una jubilación anticipada que una formación significativa. Pero la demografía presenta a los empleadores una realidad ineludible: la retención y el desarrollo de los trabajadores es crucial para evitar la escasez de personal y mejorar la competitividad de las empresas. Turek descubrió que los climas organizativos que apoyan el desarrollo y la igualdad de trato de los trabajadores mayores, estimulan su participación en la formación. Existe una correlación directa entre su participación en las oportunidades de formación y su disposición a retrasar la jubilación.

«Escuchar» los datos

En el proyecto se estudiaron países europeos, con especial atención a los Países Bajos y Polonia. En el primero, los investigadores combinaron la información sobre los empleados con la de sus empresas para investigar cómo la decisión de jubilarse es el resultado de una combinación de actitudes individuales y políticas de la empresa. También compararon las empresas de 2009 y 2017. «Fuimos los primeros en mostrar cómo las empresas han cambiado drásticamente su enfoque hacia los trabajadores mayores en la última década», dice Turek. En Polonia, el equipo utilizó los datos de la mayor encuesta realizada a empleadores polacos (en la que se preguntó a 80 017 empresarios entre 2010 y 2015) para analizar la función de los estereotipos de edad en la discriminación. LEEP también se basó en fuentes de datos como la Encuesta de Salud, Envejecimiento y Jubilación en Europa (SHARE), para analizar a personas de doce países europeos entre 2010 y 2015, en la que participaron 27 370 encuestados. Turek explica: «Demostramos que el acceso a la formación es mayor en los países con economías de conocimiento más fuertes, mayor énfasis en la educación y un clima de envejecimiento proactivo».

Generar debate, formular recomendaciones

Los resultados del LEEP se han publicado en varios artículos científicos, como el publicado en «Work, Employment and Society», y se han analizado en catorce presentaciones de conferencias científicas internacionales. Entre ellas figuran las principales conferencias sociológicas, gerontológicas y demográficas organizadas por la Asociación Internacional de Sociológica, la Asociación Internacional de Gerontología y Geriatría y la Asociación Europea de Estudios Demográficos. Los resultados también se difundieron al público en general mediante varias publicaciones accesibles en línea, entre ellas la Plataforma electrónica de la Comisión Europea para el aprendizaje de adultos en Europa (EPALE), y artículos en revistas sobre el envejecimiento en una sociedad en evolución. Turek encuentra fascinante la pregunta de cómo va a cambiar el mundo laboral en las próximas décadas. «Sin duda, trabajaremos más años, nuestras carreras serán menos predecibles y menos normalizadas. Nuestra forma de pensar en la vejez cambiará, ya que habrá menos limitaciones y más oportunidades. Basándome en los resultados de este proyecto, seguiré investigando cómo redefinimos nuestro planteamiento profesional y cómo las políticas apropiadas pueden estimular nuestro potencial individual».

Palabras clave

LEEP, demografía, trabajadores mayores, sociedad, jubilación, formación, empleos

Descubra otros artículos del mismo campo de aplicación